Una cámara: ¿quién dijo miedo?


Por Susana Roza. Colaboradora en La Salle IGS y Directora de Mejor Dicho. Formadora en habilidades de comunicación

La comunicación virtual no ha hecho más que empezar

La primera vez que me senté delante de una cámara, todavía no había caído el muro de Berlín y no sabía nada de televisión más allá de la teoría de cinco años de carrera de periodismo en la Complutense. En los 23 años en los que diariamente presenté informativos calculo que habré sufrido y disfrutado 10 mil horas de directo frente a focos, regidores, cámaras y teleprompter. Y todo lo aprendido, desde la ansiedad previa hasta la satisfacción posterior, es lo que comparto hoy con ejecutivos de todo el mundo que quieren mejorar su habilidad de comunicación virtual o en persona, con medios de comunicación, con clientes o con sus propios equipos.

En estas semanas de confinamiento todo mi trabajo está centrado en hacer que decenas de profesionales aumenten su confianza ante una cámara: que sepan qué decir en cada momento y cómo decirlo. Y aquí van tres “tips” imprescindibles para aquellos que quieren mantener una imagen profesional y digna cuando en realidad están en casa, rodeados de niños, perros, paredes empapeladas de flores o cestos de ropa para planchar.

Imprescindible número 1: La luz

Es la mejor aliada de las que tenemos ya algunos años y queremos vernos, cuando menos, dignas. La magia de la televisión está en los iluminadores que se convierten -junto con los maquilladores- en magos que quitan ojeras, sombras o papadas. Ahora, a falta de focos, ¡busquemos ventanas!. La luz natural es nuestra mejor amiga en una videoconferencia. La idea básica es colocar el ordenador frente a la ventana y ya veréis que la cosa cambia.

Imprescindible número 2: Audio

Antes de hablar de escucha activa, de empatía, de facilidad de palabra o de cómo proyectar la voz simplemente nos tienen que escuchar alto y claro. Usemos “cascos” y cuanto más profesionales mejor. Podremos parecer la Dama de Elche, pero la inversión y el sacrificio de no lucir pendientes merecen la pena.

Imprescindible número 3: Fondo

Como madre de adolescentes, lo entiendo todo. Entiendo que el cable del ordenador no llega, que el sitio más tranquilo es la habitación de los niños, que la cocina tiene mejor wifi pero muchas veces enseñamos mucho más de lo que debemos. Pero no cuesta mucho esconder la cesta de la ropa para planchar, porque…. la cámara lo ve todo.

Estos son solo tres de la lista infinita de “tips” (desde cómo modular las frases, cómo controlar los tiempos, hasta qué ropa favorece más o cómo dirigirse a la audiencia) que he aprendido en décadas de televisión y que, una vez sabidos, no son tan difíciles de seguir. Todo es cuestión de sentido común, práctica y de dejarse guiar. Al fin y al cabo todo se resume en: evitar miedos, aceptar limitaciones y buscar dos objetivos: el de la propia reunión virtual y el de la cámara.

Próximo curso online: Carisma virtual. Cómo presentar online con impacto

11 y 12 de junio de 2020. 2 sesiones de 10:00h a 12:30h (5h total)

Más información aquí

Acerca de La Salle IGS

La Salle es una organización con más de trescientos años de dedicación a la formación que ha implantado más de mil centros educativos en ochenta y dos países de los cinco continentes. Setenta y tres de esas entidades son Universidades. Este hecho ha proporcionado a La Salle la capacidad para adaptar sus principios educativos a las diversas necesidades locales, que cubren un amplio espectro entre el Manhattan College de New York y el Institut Supérieur Agricole de Beauvais (Francia), o entre el Bishop Ndingi Mwangaza College de Nakuru (Kenia) y la De La Salle University de Manila (Filipinas), por citar algunos ejemplos. El Centro Superior de Estudios Universitarios de Madrid, con más de cincuenta años de compromiso con la educación, ha recogido y actualizado la larga tradición de La Salle, profundizando en las cuestiones esenciales que definen la formación de un profesional de nuestros tiempos. La implementación de programas activos de garantía de la calidad, la inversión en nuevas tecnologías aplicadas a la formación, la confianza en la creatividad y la innovación, y la creencia firme en que la colaboración con otras entidades nacionales y extranjeras es el secreto del éxito, definen de modo preciso sus fundamentos educativos. La oferta del Centro Superior de Estudios Universitarios La Salle está ordenada en torno a tres ejes: * La Educación en su sentido más amplio, es decir, la Educación en todos los niveles y en su dimensión formal y no formal. * Las Ciencias de la Salud, orientadas tanto a la prevención como a la rehabilitación. * La Gestión y la Tecnología, fundamentalmente especializada en la creación de programas de formación que aúnan aplicabilidad empresarial con rigor universitario. El Centro Superior de Estudios Universitarios La Salle pertenece a la AIUL (Asociación Internacional de Universidades La Salle).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada el junio 2, 2020 por en la salle international graduate school.
A %d blogueros les gusta esto: